¿Te has preguntado alguna vez qué pasa si tu proveedor principal te falla? Si te suele ocurrir a menudo, sigue leyendo y te ayudamos a minimizar el riesgo de que tu cuenta de proveedores te suponga un problema.

La importancia de los proveedores

Los proveedores son una pieza clave en el engranaje de una empresa, un factor fundamental al que, sin embargo, no se le suele dar la importancia que realmente tienen.

Es importantísimo que consideres a los proveedores como auténticos aliados de tu empresa. Si ellos no hacen bien su trabajo, esto repercutirá negativamente en el tuyo y, en consecuencia, no podrás dar un buen servicio a tus clientes y, a la mínima que puedan,  acabarán marchándose a la competencia.

Si la cadena de compras falla, es muy probable que tu pyme acabe teniendo pérdidas importantes. Para ello, la relación con los proveedores deber ser entendida conforme a la relación “win-win”. Es decir, tantos ellos como tú ganáis: los proveedores la cantidad acordada y tú poder tener el material o servicio que necesitas a tiempo y con los niveles de calidad necesarios para contentar a tus clientes.

Tener una relación fluida con los proveedores comporta, asimismo, ventajas de carácter financiero, ya que permiten a las compañías controlar mejor el coste y, además, te ayuda a financiar mejor tus activos, ya que cuanto más plazos de pago consigas, mayor será la financiación espontánea y gratis que puedas obtener para tu pyme. De esta forma, evitaremos  tensiones de tesorería. y que se desequilibren los resultados de nuestra empresa.

Evalúa a tus proveedores

Debido a la importancia que tienen los proveedores en la cadena de valor y en tu empresa, es indispensable que realices una evaluación periódica de los profesionales que tienes en la cuenta de proveedores de forma periódica, con el fin de garantizar que te están dando el servicio adecuado.

Para realizar esta evaluación se pueden usar la siguientes variables:

  • Calidad de los suministros. Este criterio sirve para medir el nivel de cumplimiento, por parte del proveedor, de las especificaciones definidas por la empresa.
  • Fiabilidad de los plazos. Se mide el grado de cumplimiento por parte del proveedor de los plazos de entrega fijados.
  • Flexibilidad. Valoración de la relación administrativa con el proveedor: albaranes, facturas, calidad de las ofertas…
  • Competitividad. Se trata de valorar cuál es el proveedor que ofrece una mejor relación calidad-precio en su servicio.

Una vez tenemos los criterios definidos, un método eficaz para evaluar a los proveedores es puntuar cada uno de ellos según el nivel de importancia que consideremos.

La web aula fácil propone las siguiente ponderación, que deberíamos adaptar según las necesidades de nuestra pyme: 

Calidad suministros

50%
Fiabilidad suministros 20%
Flexibilidad proveedor 20%
Flexibilidad información 5%
Competitividad 5%

Claves para una buena negociación con tus proveedores

Conseguir las condiciones más beneficiosas para nuestra empresa cuando se negocia con los proveedores no es cuestión fácil, ni existen fórmulas mágicas. Pero sí algunos consejos y recomendaciones que pueden ayudarte en la negociación:

  1. Hacer una lista con todos los proveedores existentes. Y a partir de ahí valorar su relación calidad-precio, investigar, indagar, preguntar a otras empresas que trabajen con ellos…
  2. Analiza los ciclos del proveedor: Es decir, identificar el proceso que sigue el proveedor desde que se realiza un pedido hasta que nos llegue, para así detectar posibles errores o áreas de mejora
  3. Define muy bien tus necesidades. Y, posteriormente, comunicarlas con detalle a tus posibles proveedores
  4. Mantén el control del proceso. Se debe exigir poder realizar un seguimiento exhaustivo de los pedidos y las tareas a realizar con los proveedores, limitando muy bien las responsabilidades de cada cual.

Además de evaluar muy bien a tus proveedores y establecer una negociación satisfactoria, es fundamental que, cuando trabajes con ellos, los cuides y consideres una parte de tu empresa. De ello va a depender, en gran medida, el éxito de tu negocio.

 

Posts relacionados:

CTA EBOOK BUENAS PRACTICAS