Tratar de contestar a esta pregunta es nuestro objetivo en este post. El primer planteamiento es saber qué tipo de crédito necesitamos y a qué fuentes podemos acudir. Hay muchos reclamos que te asegurarán un crédito fácil, pero en muchas ocasiones no será lo que tu empresa necesita. Además, es posible que no haya unas mínimas condiciones de transparencia en la operación y que tenga costes poco competitivos.  

Las necesidades de una pyme no tienen nada que ver con las de un particular. Cuando es necesario un crédito fácil y rápido, se debe principalmente a algún problema puntual de falta de liquidez para la gestión de los gastos corrientes. Para ello, debes buscar las soluciones más especializadas en el negocio de las pymes, que te concedan dinero con garantías y seguridad.

¿Puedes acudir a tu Banco de siempre?

Al contrario que en otras épocas, ya no existe el crédito fácil en el sector de la Banca, y menos para una necesidad puntual de crédito. Salvo para proyectos de financiación importantes, es muy difícil que un Banco ponga en marcha toda la maquinaria administrativa que necesita para estudiar y analizar si les conviene conceder un préstamo. El entorno actual de incertidumbre reduce la capacidad operativa de los Bancos debido a las tensiones que se generan en los mercados financieros. A esto se añade que a la reestructuración del sistema bancario en España todavía le queda camino por recorrer, con más fusiones y nuevas directrices desde el organismo de control europeo.

 

La financiación alternativa: una opción para el crédito fácil.

A pesar de la coyuntura, ahora existen soluciones alternativas para obtener un crédito de manera más fácil gracias al desarrollo de nuevas plataformas digitales y tecnológicas que gestionan préstamos a pymes de forma rápida y ágil. Esto te permite diversificar las fuentes de financiación y tener una alternativa muy sólida a la Banca tradicional.

La falta de crédito es uno de los elementos que más condiciona el futuro de una empresa. Por ello, la aparición de estas fuentes de financiación complementaria, ligadas al  desarrollo de Internet y de las tecnologías asociadas, presentan grandes oportunidades para la pequeña y mediana empresa en su planificación financiera.  Como empresario, es muy importante para tu negocio que conozcas estas nuevas fuentes de préstamos, como el crowdlending, que te conceden una fuente de financiación muy valiosa en casos de necesidad de liquidez.

 

El crowdlending, un crédito ágil y transparente a tu alcance.

Las plataformas de crowdlending son la alternativa ideal para un crédito ágil. Su funcionamiento, a través de plataformas online, es muy sencillo y práctico. Puedes conectar con la plataforma desde tu despacho, indicando el préstamo que necesitas y las condiciones de financiación que te interesan. En muy poco tiempo obtienes una respuesta a tu petición. La operativa se pone en marcha de un modo ágil y muy transparente, y aunque se opere de forma digital, detrás de la plataforma trabaja un equipo humano muy profesional, para que puedas saber en cada momento la situación de tu solicitud y cómo se está cubriendo tu préstamo dentro del sistema. Los cobros y pagos se realizan a través de la cuenta corriente que tú elijas y siempre tendrás información actualizada de cada movimiento o de cualquier incidencia.

En resumen, para un crédito fácil todo son ventajas:

  • Es un proceso ágil y sencillo.
  • El coste de la financiación está determinado de un modo totalmente transparente.
  • La información es permanente y siempre actualizada.

Lo mejor es que tienes a tu disposición una financiación muy eficiente y que está desvinculada de la incertidumbre financiera de los mercados y de la política, lo que garantiza una financiación estable en el tiempo y con todas las garantías. Además, la actividad de estas plataformas está regulada por el Banco de España y por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

 

Post relacionados:

CTA EBOOK FALTA DE LIQUIDEZ